¿ Que pasa en Bagua?

Publicado en 'Actualidad Nacional' por felipemonsante, 7 Jun 2009.





  1. felipemonsante

    felipemonsante Miembro nuevo

    Registro:
    7 Jun 2009
    Mensajes:
    1
    Likes:
    0




    (Comentario aparecido en La Primera)
    Sangre, balas, violencia, en lugar de reflexión e ideas .....

    ...... sobre lo que deberíamos hacer para preservar un medio ambiente equilibrado y saludable y otorgarle carta de ciudadanía a más de dos millones de habitantes de los pueblos originarios de la Amazonía.

    Este 5 de junio será recordado como la masacre del “Día del Medio Ambiente”.

    Las noticias empapan las redacciones de sangre y los reportes desde las ciudades envueltas en la violencia no cesan de llegar. Bagua Grande, Bagua Chica, Chachapoyas, en Amazonas; Jaén, en Cajamarca, ingresaron en la espiral caótica.

    El gobierno, por supuesto, no va a reconocer que el primer disparo provino desde las oficinas palaciegas, para el oficialismo son los nativos y los habitantes amazónicos los terroristas, los delincuentes, los que están fuera de la ley.

    Pero a nosotros nos duelen los muertos de uno y otro lado, policías y nativos.

    No se trata de pontificar sobre violencia, ni menos pasarla por agua tibia, pero toda la semana advertimos que la salida pacífica era obviada por el gobierno.

    Es más, el modelo económico neoliberal es contrario a la democracia, que emana del pueblo, aunque sus intelectuales digan lo contrario. Si no veamos: Pinochet, Sánchez de Lozada, Fujimori…


    Y, sí, señor García, los de Bagua, Jaén, río Santiago, Santa María de Nieva, Imacita, Yurimaguas saben manejar armas. Les enseñó el Estado, del cual ahora usted es representante.

    Han sido soldados, han defendido el territorio patrio, han muerto por el Perú en Falso Paquisha, en la Cueva de los Tayos, en el Cenepa, y también han vivido para contarlo y lamentar que ese Estado que defendieron hoy les da las espaldas.

    Los informes remitidos desde las ciudades caldeadas por el conflicto, dicen que la Asociación Héroes del Cenepa trató infructuosamente ayer de parar el enfrentamiento con los policías.



    Durante la protesta del año pasado, en Bagua, también estuvieron presentes los Héroes del Cenepa, vitoreados por la población.

    Conversé con varios de ellos. Tenían sus rostros pintados al estilo comando del Ejército. Dijeron que habían desfilado en el Campo de Marte pasado el conflicto fronterizo con Ecuador, que entonces les habían prometido pensiones, trabajo y, a los lisiados de guerra, vivienda.

    Y, nada de eso se cumplió. Por eso regresaron a sus comunidades de origen en el nororiente, no sin antes jurar que no empuñarían las armas nuevamente para defender a este Estado que les dio las espaldas.

    Lo mismo les pasa a los policías que entregan sus vidas por órdenes del gobierno.


    El Sindicato Único de la Policía Peruana (SUPP) envió un comunicado que lamenta la muerte de sus compañeros y de “nuestros hermanos nativos, todos ellos caídos en Bagua” y responsabiliza al gobierno, en las cabezas del presidente García, el premier Yehude Simon, los ministros Ántero Flores-Aráoz y Mercedes Cabanillas y el presidente del Congreso, Javier Velásquez.

    Reclaman por “una policía democrática, donde los trabajadores uniformados sean dignos, respetados, sin corrupción, al servicio de la ciudadanía y pueblo en general, y no tengamos que ser utilizados por los gobiernos de turno como un ente represivo”.



    Solidaridad
    Desde que se inició la protesta amazónica ha crecido su base social y política de apoyo y solidaridad. Varias organizaciones nacionales y regionales anuncian ahora que preparan una jornada nacional para el próximo 11 de junio.

    La Defensoría del Pueblo ha presentado demanda de inconstitucionalidad del decreto legislativo 1094, que elimina la consulta previa a las comunidades indígenas, lo cual viola flagrantemente el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo.

    El Foro Permanente de Naciones Unidas Sobre Asuntos Indígenas dio a conocer su preocupación por la situación de los nativos amazónicos y andinos peruanos y lamentó la decisión del gobierno de declarar el estado de emergencia en algunas regiones.

    La congresista Gloria Ramos informó que presentará un informe detallado de los acontecimientos del 5 de junio ante este foro internacional, mientras que sus colegas nacionalistas, Marisol Espinoza, Werner Cabrera, Yaneth Cajahuanca, Alfonso Maslucán, Rafael Vásquez y otros están en las localidades de conflicto para intermediar en su solución.

    La pretensión presidencial de imponer su visión de “El perro del hortelano” ya no está sólo teñida de negro petróleo, sino también del rojo doloroso de los mejores hijos del pueblo.

    Susana Grados Díaz