Peruanos pagan balón de gas más caro de América Latina

Publicado en 'Actualidad Nacional' por joe guevara, 7 Jul 2010.





  1. joe guevara

    joe guevara Miembro de plata

    Registro:
    20 Mar 2010
    Mensajes:
    3,456
    Likes:
    966




    Por increíble que parezca, a pesar de que somos un país productor de gas, el cual incluso nos damos el lujo de exportar, el precio de este combustible doméstico que llega a los hogares a través de balones de diez kilos es superior al de otros países de la región como Colombia o Chile, que tienen que importarlo de países vecinos.

    El precio del gas de uso doméstico es más caro en el Perú que el de países productores de GLP como Bolivia, Ecuador, Venezuela y Argentina, eso se observa en los beneficios de su población consumidora que tienen un gas sumamente barato y al alcance de todos los hogares.

    Según el Observatorio Boliviano de Industrias Extractivas (OBI), el envase de 10 kilos tiene en Bolivia un precio de 2.8 dólares; en Brasil 9.4 dólares; en Chile 10.7 dólares; en Colombia 2.2 dólares; en Costa Rica 4 dólares; en Uruguay 10.3 dólares y en el Perú ahora está a 12 dólares.

    ¿Pero a qué se debe que en un país con reservas propias, el precio sea tal alto? El gerente general de la Asociación de Plantas Envasadoras de Gas del Perú (Aseeg), Abel Camasca, señaló que Pluspetrol, empresa que produce cerca del 70% del gas licuado de petróleo (GLP) que comercializan las envasadoras en el país, vende a los peruanos el gas a precio de la paridad de exportación.

    “Hay que revisar el contrato del Estado con Pluspetrol para que fijen sus costos de producción y comercialización, pero no en función del precio internacional que tienen otras variables. Eso lo hacen todos los países que cuentan con cuencas gasíferas, que tienen un precio especial para su país y otro precio de exportación”, remarca.

    Además, agrega, hay un agravante que tienen las empresas que envasan el gas en nuestro país, las cuales tienen que pagar un flete marítimo de Pisco a Lima que está fijado entre 60 y 80 dólares por tonelada, lo cual eleva aún más el precio.

    Camasca explica que el precio está entre 1.64 y 1.66 soles el kilo en refinería. Eso significa que un balón de 10 kilos vale de 16.40 a 16.60 soles. Si a esto sumamos el Impuesto General a las Ventas (IGV), el monto se eleva a 20 soles. Así, dependiendo del retiro de la planta se paga un flete de operación de 3 a 4 soles, por lo que cuando el balón sale de las envasadoras está alrededor de 25 soles. Luego hay una rama de comercialización que aumenta el precio.

    “Esas son las cosas que los organismos del sector no revisan o no hacen el seguimiento”, dijo.
    que cuando se dieron los contratos de Camisea, el gobierno de entonces prometió bajar el precio del GLP a la mitad, lo cual no ha sucedido, sino que incluso hasta se ha incrementado. “El mayor negocio de Camisea es el GLP, pero el precio es más alto que si tuviéramos que importarlo”, señala.

    Habla el premier
    Una manera de bajar el precio del gas, según Camasca, sería que el gobierno trate con prioridad la construcción del poliducto de Pisco a Lurín que el 2008 prometió construir en doce meses, lo cual evitaría el flete marítimo, el peligro de transportarlo vía terrestre con cisternas (que llevan de 10 mil a 14 mil balones de capacidad). “Al parecer hay interés de las grandes plantas que no quieren que se construya”, indicó.

    Sin embargo, en reacción a los últimos problemas suscitados con el GLP, el primer ministro Javier Velásquez anunció ayer que a través de ProInversión impulsará la construcción del ducto, el cual transportará el gas. La tubería iba a ser construida por Graña y Montero en 2008.

    La reunión
    Anoche, el premier y el titular del ministerio de energía y Minas, Pedro Sánchez, se reunieron con las principales empresas distribuidoras de gas. Tras estimar que el problema se solucionaría hoy “cuando mejoren las condiciones meteorológicas”, exhortó a los grifos para que regulen los precios bajo la advertencia de que “les caerá todo el peso de la ley” si no lo hacen.

    Rocío Zorrilla, directora de las Asociaciones de Grifos y Estaciones de Servicio del Perú, rechazó que haya ocultamiento del GLP y señaló que el desabastecimiento es real y que los gasocentros no tienen responsabilidad porque son el último eslabón de la cadena. “No tenemos gas desde el jueves pasado”, aseveró.

    Para Camasca, el desabastecimiento se debe a una acumulación de improvisaciones del gobierno para evitar esta escasez en un país con superávit de GLP, el cual 70% se produce en Camisea, 20% en Talara y el porcentaje restante en otras cuencas.

    El Perú cubre totalmente la demanda que es de 30 mil barriles diarios con una producción que llega a 50 mil barriles diarios entre Camisea, PetroPerú, Aguaytía y las otras refinerías pequeñas.

    Las dos grandes plantas de venta que son Repsol y Zeta Gas han quedado bloqueadas por un “impedimento de desembarco” y el único terminal habilitado es el de PetroPerú que tiene espigón y facilidades para descargar, pero su capacidad de almacenamiento es limitada, de 50 mil barriles, a diferencia de las plantas de venta Repsol y Zeta que superan los 150 mil barriles.

    “Eso ha creado sólo un punto de abastecimiento que es de PetroPerú. El Estado tomó una medida de emergencia el sábado que se desembarque por PetroPerú y abastezca todo el mercado de Lima y eso ha generado que cerca de 200 cisternas hagan colas en Gambetta”, señala Camasca.
     


  2. ArequipAQP

    ArequipAQP Miembro de plata

    Registro:
    3 Jun 2010
    Mensajes:
    3,975
    Likes:
    1,874
    Yo hace tiempo que sabia eso, pero a nadie mas le importa al parecer, siguen en sus mundos sobre terrorismo, vaya que los peruanos siempre se la comen toda en cuanto a la informacion que da la prensa, que lolz.