Masacre en Sri Lanka

Publicado en 'Actualidad Mundial' por Athena, 25 May 2009.





  1. Athena

    Athena Miembro de oro

    Registro:
    3 Jun 2007
    Mensajes:
    6,870
    Likes:
    44




    De acuerdo con información proporcionada por la Organización de Naciones Unidas (ONU) y por fuentes médicas, cerca de 400 civiles –entre ellos unos 100 niños– murieron tras una serie de bombardeos realizados el pasado fin de semana por el Ejército de Sri Lanka en contra de posiciones de la organización separatista Tigres de Liberación de la Tierra Tamil (LTTE, por sus siglas en inglés) en el norte de ese país, en una operación que ha sido descrita por el organismo internacional como una masacre de civiles en gran escala” y como un “baño de sangre”.

    Entre enero y abril pasados, en el marco del añejo conflicto que se vive en el país asiático entre la mayoría cingalesa y el pueblo tamil, el régimen de Colombo tomó el control de Kilinochchi, capital de facto de los Tigres de la Liberación, y posteriormente de Mullaitivu, último bastión de los rebeldes, lo que obligó a estos últimos a replegarse a una estrecha franja en el noreste de Sri Lanka, de unos 3 kilómetros cuadrados, donde también se refugian unos 200 mil civiles y donde han tenido lugar los ataques mencionados. Según estimaciones de la propia ONU, en los últimos cuatro meses han muerto cerca de 6 mil 500 tamiles no combatientes y 14 mil más han resultado heridos durante la “ofensiva final” del ejército cingalés contra la insurrección separatista.

    Como se ha vuelto habitual en este tipo de conflictos, la falta de información precisa sobre las pérdidas humanas y materiales ocurridas durante los enfrentamientos se debe principalmente al hermetismo impuesto por las autoridades, que han limitado al máximo el acceso de la prensa internacional a la zona de los enfrentamientos y apenas han permitido la entrada a los empleados de la Cruz Roja, al tiempo que han afirmado que los civiles que permanecen ahí son utilizados como “escudos humanos” por la guerrilla y que las acusaciones de ataques a la población indefensa obedecen a una campaña orquestada por los Tigres de la Liberación para “manchar la imagen de las fuerzas de seguridad ante la opinión pública e internacional”.

    Sin embargo, a la luz de los elementos de juicio disponibles –los testimonios sobre persecuciones, secuestros y asesinatos extrajudiciales cometidos por las autoridades cingalesas; la segregación de la población tamil en campos de refugiados (eufemismo de campos de concentración), y la aplicación de castigos colectivos en esos lugares, como la privación de alimentos y medicinas, entre otras atrocidades–, resulta claro que el gobierno de Colombo pretende justificar con la bandera de la “guerra contra el terrorismo” la aplicación de una política genocida, ante el pasmo de una comunidad de naciones que se había prometido hace poco más de seis décadas, tras la caída del Tercer Reich, no volver a permitir el exterminio de un pueblo.

    Por desgracia, la reiteración de estos escenarios en Palestina, Kampuchea, Darfur, Somalia, Ruanda, Bosnia y ahora Sri Lanka ha puesto en evidencia un lamentable retroceso en la civilización de la comunidad internacional en su conjunto y, por añadidura, su doble moral, pues mientras algunos regímenes (como el de Slobodan Milosevic en la ex Yugoslavia, y el de Omar al Bashir en Sudán) han sido objeto de condena y hasta de persecución de la justicia supranacional a consecuencia de sus crímenes, otros, como el de Tel Aviv el cual, también con el pretexto del combate al terrorismo, lleva a cabo acciones de aniquilación en Gaza, Cisjordania y la Jerusalén oriental–, han sido tolerados e incluso apoyados por los gobiernos supuestamente civilizados y democráticos de Estados Unidos y la Unión Europea, ante la manifiesta incapacidad de organismos como la propia ONU.

    En suma, el drama que hoy por hoy enfrentan los tamiles en Sri Lanka daña severamente la vigencia de la legalidad internacional, desvirtúa a las instituciones encargadas de vigilarla y conlleva la degradación moral de la humanidad, la cual asiste, por enésima vez, a lo que no habría debido repetirse nunca.

    Fuente: http://www.jornada.unam.mx/2009/05/12/index.php?section=edito
     
    Última edición: 25 May 2009


  2. soulfly

    soulfly Miembro de bronce

    Registro:
    31 Jul 2007
    Mensajes:
    1,758
    Likes:
    48
    Según lo que vi en la cadena CNN, el gobierno de Sri Lanka ha causado más muertes civiles que los LTTE, son de igual de terrucos que los tigres de tamil.
     
  3. Athena

    Athena Miembro de oro

    Registro:
    3 Jun 2007
    Mensajes:
    6,870
    Likes:
    44
    Cronología del conflicto armado en Sri Lanka

    A continuación una cronología del conflicto entre los independentistas Tigres de Liberación del Eelam Tamil que anunciaron este domingo su rendición, con lo que se puso fin a décadas de enfrentamientos armados con el gobierno de Sri Lanka y que marcaron a esta nación asiática. ​

    1972: Velupillai Prabhakaran funda la organización de los Nuevos Tigres Tamiles (TNT), que se convertirá en 1976 en los Tigres de la Liberación del Eelam Tamil (LTTE). ​

    1983: Mueren 13 soldados en un atentado contra instalaciones militares en el norte de la isla. Cientos de tamiles fallecen víctimas de la violencia y miles de ellos huyen del país. Este hecho marca el inicio del conflicto armado. ​

    1987: Acuerdo entre Nueva Delhi y Colombo para terminar con el separatismo tamil. India estaciona tropas de paz. Tras su retirada, en 1990, se produce una escalada de la guerra. ​

    1991: Asesinato del primer ministro indio, Rajiv Gandhi, atribuido a los LTTE. ​

    1993: El presidente cingalés, Ranasinghe Premadasa, es asesinado en un atentado suicida. ​

    1994: Es elegida como presidenta Chandrika Kumaratunga, quien prometió la paz. ​

    1995: El ejército cingalés toma control de Jaffna, al norte de la isla, capital cultural de los rebeldes. ​

    1996: El 31 de enero un atentado suicida en Colombo deja 91 muertos y mil 400 heridos. El 18 de julio los rebeldes abaten a mil 200 soldados en el distrito norteño de Mullativu. ​

    1997: Los LTTE son designados como organización terrorista por Estados Unidos, seguido en 2001 por Gran Bretaña, Australia y Canadá. ​

    1999: La presidenta Chandrika Kumaratunga sobrevive a un atentado en el que pierden la vida 22 personas. ​

    2001: El 28 de noviembre Prabhakaran se declara dispuesto a renunciar a la independencia a cambio de la autonomía. Siete días después, Ranil Wickremesinghe asume como primer ministro y reactiva una mediación de Noruega. ​

    2002: Gobierno y separatistas acuerdan un cese del fuego bajo mediación noruega. En diciembre, ambas partes pactan en Oslo una convivencia pacífica dentro de una federación. ​

    2003: El proceso de paz se ve ensombrecido por una ruptura del cese del fuego. La marina hunde un bote de presuntos rebeldes tamiles y mueren varias personas. ​

    2004: Fracasa la tentativa de reanudar las negociaciones suspendidas por los Tigres en 2003. ​

    2005: El gobierno firma un acuerdo de cooperación el 24 de junio con los rebeldes para la distribución de ayuda a los sobrevivientes del tsunami de ese año que azotó el sureste de Asia. El 12 de agosto es asesinado el ministro de Relaciones Exteriores, Lakshman Kadirgamar. Se decreta el estado de emergencia. El primer ministro Mahinda Rajapakse, nacionalista de izquierda, gana la elección presidencial el 18 de noviembre. ​

    2006: Gobierno y rebeldes reanudan en febrero las negociaciones directas. Delegaciones de ambas partes se reúnen cerca de Viena para conversar bajo mediación noruega, a fin de asentar el débil cese del fuego acordado en 2002. La Unión Europea decide incluir el 29 de mayo a los LTTE en la lista de organizaciones terroristas. Las negociaciones sobre la débil tregua fracasan el 29 de octubre. ​

    2007: Los rebeldes tamiles realizan por primera vez un ataque aéreo contra posiciones del ejército. Bombardean una base de las fuerzas aéreas ceca del aeropuerto internacional de Colombo. Mueren varias personas. ​

    2008: El gobierno de Sri Lanka pone fin al cese del fuego pactado en 2002 y anuncia el objetivo de derrotar a los rebeldes por la vía militar. ​

    2009: El ejército retoma el 2 de enero Kilinochchi, capital política de los Tigres Tamiles en el norte. Para el 25 del mismo mes las fuerzas armadas recuperan Mullaittivu, la última ciudad que estaba en manos de la rebelión. Cuatro días más tarde la comunidad internacional pide al ejército y a los insurgentes que no dañen a los 200 mil civiles tamiles atrapados en la zona de conflicto en el noreste. El 3 de febrero el ejército toma el búnker del líder de los Tigres Tamiles. Al menos 525 rebeldes son abatidos el 6 de abril en los combates en el noreste de Sri Lanka. ​

    El 20 de ese mismo mes, más de 35 mil civiles huyen de la zona en manos de los Tigres Tamiles. Tres días después, el Consejo de Seguridad de la ONU exige a los rebeldes que depongan las armas. ​

    El 13 de mayo el Consejo de Seguridad pide a las partes que protejan a los civiles. ​

    El presidente Mahinda Rajapakse declara el 16 de mayo que los rebeldes están militarmente derrotados. ​

    Para el 17 de mayo, tras casi 26 años de guerra civil, los LTTE anuncian el fin de su lucha armada. En su sitio de Internet, Tamilnet.com, denunciaron que las tropas gubernamentales perpetraron una matanza, al causar la muerte de unos 25 mil civiles, sin aportar más detalles. No hay prensa independiente que confirme el reporte.​

     
  4. eklektiko

    eklektiko Miembro de plata

    Registro:
    11 Abr 2007
    Mensajes:
    4,029
    Likes:
    1,583
    Athena, crees que podemos conservar la fe en los organismos llamados a conservar la paz en el mundo¿? Yo verdaderamente quisiera creer que tienen la voluntad de hacerlo pero son simplemente incompetentes.

    Pero he cambiado mi modo de ver las cosas desde que vi el documental "Shaking hands with the Devil" que describió paso a paso el descalabro de la misión de mantenimiento de la paz en Ruanda en 1993. Fue totalmente revelador.
    Recomiendo a todos verlo.
    En ese preciso momento y en ese lugar la humanidad desafortunadamente fracasó.
    Lo peor es que volverá a ocurrir.