La ambición les arruinó la vida

Publicado en 'Foro Libre' por Bryan05, 22 Ago 2008.





  1. Bryan05

    Bryan05 Miembro de oro

    Registro:
    18 Mar 2008
    Mensajes:
    9,159
    Likes:
    4,739




    Cuando, una tarde, Kay Tott llegó fatigada del trabajo lo único que quería era ver una película para relajarse. Sin embargo, su esposo Martyn quiso que primero vieran las noticias. Algo de lo cual se arrepentirían toda su vida.

    Una nota del noticiero decía que alguien que vivía por su área, el noreste de Inglaterra, debía reclamar un premio de 4 333 496 euros, y adiviertieron que si el ganador quería reclamar su premio debían hacerlo en cuando antes. Los números ganadores eran 5-8-17-25-39-41.

    Kay gritó: "Hemos ganado". Martyn se quedó mudo. Luego admitió haber arrojado el boleto ganador semanas antes.

    Kay le pidió a su esposo que se contactara con los organizadores del juego y que les explique lo que había ocurrido. Un representante de la organización de loterías Camelot aceptó investigar el caso y tiempo después dijeron que no tenían duda de que su reclamo era real y que continuarían con la investigación más profundamente.

    Al día siguiente, un organizador les adivirtió que no dijeran nada a los periódicos sobre el polémico suceso. Seis semanas después, representantes de Camelot volvieron a la casa de los Tott para darles la noticia de que ellos no podían cobrar nada, ya que habían roto las reglas del juego que establecían que los casos sobre boletos perdidos debían reportarse dentro de los treinta días. Camelot rechazó pagarles.

    Furioso, Kay ordenó a los representantes que se largaran de su pequeño departamento. Al día siguiente, un desesperado Martyn decidió informar a la prensa. El interés fue inmediato: los medios les ofrecieron una estadía en un hotel cinco estrellas para una exclusiva entrevista. Varias compañías de televisión ofrecieron entrevistas a los Totts en programas del medio día.

    Camelot respondió disculpandose con los Totts por haberlos decepcionado, pero insistieron en que no ellos no siguieron las reglas. Muy molesta la pareja, acusó a la empresa Camelot por haberles esperanzado. Incluso, habían amenazado con denunciar a la empresa por el estrés mental que soportaron. Los representantes de Camelot, sin embargo, negaron haberles dado falsas promesas.

    Al final, los Totts no consiguieron más que un poco de fama. Tiempo después la pareja de divorciaría. Kay culpó también a la prensa por darles vanas esperanzas de ayuda y de un estilo de vida millonario: "Antes de que esto ocurriera éramos muy felices. Camelot y la prensa tornaron nuestras vidas en un infierno".

    http://news.bbc.co.uk/2/hi/uk_news/1302683.stm
     


  2. Carlos Navarro

    Carlos Navarro Miembro maestro

    Registro:
    3 Jun 2008
    Mensajes:
    736
    Likes:
    10
    Curioso como nunca es culpa nuestra cuando tomamos malas decisiones.
     
  3. GiulioRudolph

    GiulioRudolph Miembro de oro

    Registro:
    29 Ene 2008
    Mensajes:
    6,386
    Likes:
    2,337
    ¿Pero que querían que hicera la empresa de juegos, si habían tirado a la basura el boleto de lotería? ¿Que vaya al basurero municipal a buscarlo?
     
  4. Bryan05

    Bryan05 Miembro de oro

    Registro:
    18 Mar 2008
    Mensajes:
    9,159
    Likes:
    4,739
    La empresa sí sabía que ellos habían ganado. Lo único malo era que ellos habían roto las reglas.
     
  5. ElCexar

    ElCexar Miembro de oro

    Registro:
    29 Jul 2008
    Mensajes:
    8,431
    Likes:
    1,542
    Ahhh osea yo compro un boleto y luego lo boto?...
    mas conchan para decir eso:
    "Antes de que esto ocurriera éramos muy felices" ,
    quien fue culpable ahi? yo creo que quien boto el boleto :S
    nada de esto hubiera pasado si aun lo conservaria
     
  6. Pacificadorjwc

    Pacificadorjwc Suspendido

    Registro:
    5 Jun 2008
    Mensajes:
    2,124
    Likes:
    67
    Ahhh el cochino dinero... :(