Humala ahora dice no saber de asesores

Publicado en 'Política' por hard rock, 6 Abr 2011.





  1. hard rock

    hard rock Suspendido

    Registro:
    24 Mar 2011
    Mensajes:
    1,840
    Likes:
    1,557




    Humala ahora dice no saber de asesores

    Pese a que anoche admitió participación de los brasileños Luis Favre y Valdemir Garreta, hoy reculó: “Esas cosas no las manejo”, alegó.





    Humala evitó responder con claridad. (Canal N)

    Las idas y venidas de Ollanta Humala respecto a las asesorías de extranjeros que recibe no hacen más que sembrar más dudas al respecto. Y es que si bien anoche confirmó que los brasileños Luis Favre y Valdemir Garreta, asesores del Partido de los Trabajadores (PT) de Lula Da Silva, formaban parte de su campaña, hoy reculó y optó por sacar cuerpo del tema.
    “Preferiría que le pregunten al comando de campaña (…) Yo no voy a entrar a ese tipo de cosas porque no las manejo”, aseguró el candidato nacionalista, tras indicar que solo ha hablado pocas veces con ellos. Consultado sobre si lo asesoran en cuestiones de imagen, respondió: “No entro a ese tipo de elucubraciones”.
    Pero pese a las conexiones de ambos publicistas con el Partido de los Trabajadores de Brasil (PT), Humala dijo que la asesoría es solo de una empresa privada, y no de la agrupación del expresidente Lula da Silva y de la actual mandataria Dilma Rousseff.
    “Nosotros no aceptamos intromisión extranjera. No aceptamos eso ni de gobiernos ni de partidos políticos (…) No sé si ha trabajado con el señor Lula. Yo no he hecho el contrato”, declaró


    Este señor está demostrando con su actuar, que no puede sostener nada de lo que diga, pareciera ser manejado por alguien quien le dice que tiene o no que hacer, y él obediente soldado hace caso, no está acostumbrado a mandar, sino a obedecer quiere manejar un país y no puede manejar ni sabe como manejan su campaña, si bien uno puede delegar funciones tiene que estar enterado de como funciona su proyecto de partido, la política de cerrar los ojos, i oídos y creer sólo en lo que le dicen para quien pretende gobernar, demasiado camaleónico.