El negocio del candidato

Publicado en 'Política' por jucebemasoft, 29 May 2010.





  1. jucebemasoft

    jucebemasoft Miembro frecuente

    Registro:
    14 Dic 2009
    Mensajes:
    243
    Likes:
    5




    La historia es verdadera por que me la contó un sobrino del susodicho y además es creo ya conocida pero por si todavía existen ingenuos lean

    Me dijo que su tio se presentaba por quinta vez a la alcaldía de un distrito, dice que el sujeto se presenta con un mismo grupo político bien conocido que llamare búfalos y con los amigos de siempre que se turnan el primer cupo de la lista y al resto no le importa por que igual reciben su billete al final, nunca ganan pero siempre quedan segundos o terceros, el búfalo siempre esta presente en sus medios de comunicación friega que friega y en las épocas de elecciones empieza con un mitin alucinante para el cual invierten un huevo de plata por que traen gente en buses y camiones de las zonas mas alejadas con el cuento de que se les va a ayudar y a pagar la comida, luego lo único que les queda es hacer reuniones no con la gente sino con empresas de otros lugares (principalmente comerciantes o empresarios del rubro de construcción) a las cuales les firma lo que sea a cambio de que les den su apoyo económico que va del orden de centenas de miles en el mejor de los casos, al final de su campaña que siempre es alucinante y generalmente con un montón de campesinos ignorantes en política los búfalos se quedan con algo menos de la mitad de lo recaudado sumado esto a las contribuciones pequeñas de los simpatizantes mediocres que piensan conseguir un trabajo fácil en la municipalidad una vez conseguido el falso objetivo

    La Utilidad es del orden de 40000 soles por mocha son 5 los patas que mueven todo , yo no se bien lo de las cifras creo que son muy altas pero que pasa pasa, por que el tipo este tiene 2 casas en la capital del departamento q pude ver y no son chocitas como el dice

    En fin saquen ustedes sus conclusiones y no apoyen por apoyar por que pueden salir muy decepcionados