Cuando Ecuador casi fue Francia

Publicado en 'Historia Universal' por roger caceres, 5 Ago 2009.





  1. roger caceres

    roger caceres Miembro de bronce

    Registro:
    22 Jun 2008
    Mensajes:
    2,133
    Likes:
    44




    A inicios de junio de 1861 llegó a Guayaquil Aimé Fabre, nuevo encargado de negocios de Francia. Para entonces ya había estallado el escándalo de “Las cartas de Trinité”. Tales cartas habían sido sustraídas de los archivos de la legación francesa en Guayaquil y publicadas en abril por la prensa guayaquileña. El 11 de mayo de ese mismo año, El Comercio de Lima revela el contenido de esas cartas.
    A mediados de junio, Fabre arriba a Quito y es convocado por el presidente Gabriel García Moreno. El mandatario le manifestó estar muy desconcertado pues no había recibido respuesta del Gobierno Francés a las tres cartas en las que proponía convertir al Ecuador en un protectorado francés, en condiciones similares a las que existían entre Canadá y Gran Bretaña. García Moreno había presenciado la restauración política impuesta en Francia por Luis Napoleón, tras la revolución de 1848, con el consiguiente apogeo económico y de prestigio. Estaba convencido de que su patria podría seguir igual camino.
    También con España
    García Moreno había iniciado también conversaciones con el encargado de negocios de España para establecer un protectorado conjunto de Francia y España. Se arrepintió pronto pues la simple mención de España en la América Latina de esos años, destinaba cualquier proyecto al fracaso. Cesó abruptamente sus tratos con el diplomático español, y en 1859 inició conversaciones con Emile Trinité, el anterior encargado de negocios francés. Ecuador se encontraba en pleno conflicto con el Perú y desgarrado por la guerra civil entre el propio García Moreno, mandatario en Quito, y Guillermo Franco, gobernante en Guayaquil.
    Fue por Fabre que García Moreno se enteró de que nadie en París conocía aquellas tres cartas a Trinité, muerto abruptamente antes de comunicar su contenido al Gobierno Francés. El historiador ecuatoriano Jorge Villacrés Moscoso sostiene que las cartas fueron sustraídas posteriormente de los archivos de la legación de Francia por Anton de Lapierre, canciller de la legación, y publicadas en El Comercio. Según Fabre, posiblemente participaron en dicho “robo”, el secretario de la legación de España y Manuel Corpancho, encargado de negocios del Perú.
    Potencia “salvadora”
    Al presentar Fabre sus credenciales ante el presidente García Moreno se abordó el tema del protectorado. Ahora se trataba de un proyecto más amplio puesto de que ya no se encontraba en la precaria situación de 1859, sino como mandatario de un país unido. Le dijo a Fabre que toda América Latina y, quizá toda América —teniendo en cuenta la guerra de secesión—, se encontraba en peligro. Solo una fuerte potencia europea podía detener esa tendencia, asentando una estabilidad política. Francia debía convertir al Ecuador en su base y desde allí extender su influencia. Con vehemencia, Fabre transmitió al canciller francés Antoine Edouard Thouvenel el pedido de García Moreno. En “cartas confidenciales” hizo una detallada descripción de la población, el clima y los recursos del Ecuador. Delineó los pasos requeridos para establecer un protectorado francés mediante un plebiscito, así como la ruta que deberían tomar las tropas francesas para llegar de Guayaquil a Quito. Dos mil soldados franceses, algunas naves y cañones, asegurarían el voto, libre de desórdenes o interferencia externa. Eso sí, advirtió que Gran Bretaña podría ser un serio obstáculo.
    Informe al emperador
    En setiembre de 1861, el canciller Thouvenel —frente a la voluminosa información enviada por Fabre— entregó a Napoleón III su famoso “Informe al emperador”. Allí señaló que de ser aceptada la propuesta, el presidente ecuatoriano convocaría a una Convención Nacional que, según él, votaría con entusiasmo por el pacto de unión con Francia.
    Thouvenel destacó que la isla de Puná, a la entrada del río Guayas, sería un excelente punto de escala y abastecimiento para las naves francesas de guerra y de comercio en el Pacífico. Advirtió, sin embargo, que el presidente peruano Ramón Castilla no tendría escrúpulos para suministrar armas y dinero a todos los que quisieran combatir el proyecto de García Moreno.
    Castilla furioso
    En Lima, Castilla estaba irritado con García Moreno. La Asamblea Nacional del Ecuador, presidida por Juan José Flores, había declarado nulo con “insultos e imputaciones” el Tratado de Mapasingue. Dicho tratado, firmado el 25 de enero de 1860 con el gobierno de Franco en Guayaquil, reconocía la validez de la Real Cédula de 1802, que reincorporaba la Comandancia General de Maynas al Virreinato del Perú.
    La búsqueda por García Moreno de un protectorado francés terminó de enfurecer a Castilla. El resultado fueron dos comunicaciones impactantes, enviadas el 24 de agosto de 1861. En nota dirigida al canciller Rafael Carvajal, el canciller peruano José Fabio Melgar le reprochó los intentos de García Moreno de convertir al Ecuador en un protectorado francés y “exigió explicaciones”. En circular dirigida a los cancilleres de todos los gobiernos hispanoamericanos, el peruano Melgar informó que había enviado al Ecuador una “franca interpelación” —cuya copia anexaba— por lo que consideraba una “traición a la América y un ataque directo al Perú”. Era obvio que Francia al integrar al Ecuador como colonia pretendería ejercer su dominio sobre todo el territorio, con los límites fronterizos que arbitrariamente se había dado el Ecuador. Melgar solicitó el apoyo de todos los gobiernos hispanoamericanos para defender la independencia ecuatoriana.
    Interés por México
    Inicialmente Napoleón III vaciló en adoptar un compromiso con García Moreno, dado que su escuadra en el Pacífico no era lo suficientemente fuerte para enfrentar un adversario como Gran Bretaña, por ejemplo. En febrero de 1862, una razón mucho más poderosa pesó sobre su ánimo: Francia había iniciado su intervención armada en México, empresa que absorbió todo su interés y culminó con la instalación del imperio francés en dicho país. Antes de que Fabre pudiera recopilar toda la información adicional que el canciller Thouvenel le había solicitado, llegó la orden del emperador francés de rehusar el ofrecimiento en términos evasivos y diplomáticos.
     


  2. alfonso.com

    alfonso.com Miembro de bronce

    Registro:
    8 Dic 2008
    Mensajes:
    1,838
    Likes:
    77
    Excelentes datos,lamentablemente esto no me lo enseñaron en la escuela :D

    Gracias.

    :hi:
     
  3. GiulioRudolph

    GiulioRudolph Miembro de oro

    Registro:
    29 Ene 2008
    Mensajes:
    6,385
    Likes:
    2,337
    Esta información la leí en el último ejemplar de "El Dominical" de "El Comercio".
     
    Última edición: 5 Ago 2009
  4. roger caceres

    roger caceres Miembro de bronce

    Registro:
    22 Jun 2008
    Mensajes:
    2,133
    Likes:
    44
    Yo me quede con la boca abierta, esto nunca lo escuhe ni lo lei que bien guardado se lo tenian los ecuatorianos.
     
  5. PeruanoBCN

    PeruanoBCN Suspendido

    Registro:
    10 Ago 2008
    Mensajes:
    11,233
    Likes:
    6,203
    interesante Roger... lo que uno aprende todos lo dias.. Merci beaucoup:hi:
     
  6. MOSTROSSIMO

    MOSTROSSIMO Miembro nuevo

    Registro:
    4 Ago 2009
    Mensajes:
    9
    Likes:
    2
    Solo un punto para aclarar....Canada nunca ha sido, es , ni sera protectorado Britanico. Canada fue una colonia britanica con autonomia y en 1868 elaboraron su primera constitucion. En 1976 , El Primer Ministro Pierre Elliott Trudeau presento a su Majestad la Reina Isabel II la constitucion de independencia de Canada y que fue firmada con mucho gusto por su Majestad Britanica
     
  7. roger caceres

    roger caceres Miembro de bronce

    Registro:
    22 Jun 2008
    Mensajes:
    2,133
    Likes:
    44
    La ciudad de Quebec es uno de los asentamientos europeos más antiguos de America del Norte la llegada de Jacques Cartier a la zona fue en 1535, en 1608 el explorador Samuel de Champlain fundó Quebec en las inmediaciones de un abandonado poblado hurón. En lengua iroquesa, Kebec significa "donde se estrecha el río", Quebec fue capturada por los ingleses en 1629, los cuales se mantuvieron en la ciudad hasta 1632. Desde entonces, Quebec se convirtió en el corazón de Nueva Francia. Más de un siglo después, la ciudad cambiaría de manos de nuevo, esta vez definitivamente. En el curso de la Guerra de los Siete Años, que había comenzado en 1754, la llegada a América del general británico James Wolfe (1757) significó un cambio de tornas. En 1759, las tropas inglesas al mando de Wolfe se presentaron ante las murallas de Quebec, sometiéndola a sitio (26 de junio). El 13 de septiembre, se entabló una sangrienta batalla ante las murallas de la ciudad, que apenas duró unos treinta minutos, la Batalla de las Llanuras de Abraham. Aunque el general Wolfe murió, las tropas francesas fueron derrotadas, cinco días después, la ciudad se rindió a los británicos. Era el final de la presencia francesa en Quebec, con la firma del Tratado de París (1763), Francia cedía formalmente a Gran Bretaña la soberanía sobre Nueva Francia.
     
    Última edición: 6 Ago 2009
  8. XxCoNdOrXx

    XxCoNdOrXx Miembro de bronce

    Registro:
    3 Dic 2008
    Mensajes:
    1,389
    Likes:
    22
    no sabia q ecuador tenia este secreto!! ¬¬¬¬
     
  9. roger caceres

    roger caceres Miembro de bronce

    Registro:
    22 Jun 2008
    Mensajes:
    2,133
    Likes:
    44
    Ni los ecuatorianos lo registran historicamente debe ser por verguenza.
     
  10. Mikami

    Mikami Miembro de bronce

    Registro:
    19 Oct 2007
    Mensajes:
    2,476
    Likes:
    215
    Que interesante, se agradece el aporte. Ecuador podría haber pertenecido a la Francofonia y, definitivamente, estaría menos convulso política y económicamente de lo que esta ahora.

    Y yo no lo veo como un motivo de vergüenza. Por el contrario, seria un motivo de sana envidia.
     
    Última edición: 9 Ago 2009
  11. <Marco_X100Pre>

    <Marco_X100Pre> Suspendido

    Registro:
    4 Oct 2008
    Mensajes:
    1,589
    Likes:
    42
    Que tal vendida. De aca a 100 años se recordara tambien en el Peru a Garcia Perez. El Porque?? Su servilismo a Chile. El regalito forrado con papel Lustre Celeste (Nuestros cielos a LAN) Cambio y fuera!!
     
  12. AUSIÀS

    AUSIÀS Miembro diamante

    Registro:
    9 Abr 2009
    Mensajes:
    12,819
    Likes:
    7,972
    yo le preguntaria a los que dieron su vida por la independecia , si hera justo regalar el pais a otra potencia .:hi:
     
  13. Mikami

    Mikami Miembro de bronce

    Registro:
    19 Oct 2007
    Mensajes:
    2,476
    Likes:
    215
    Si hubiesen visto el bodrio en el que han degenerado esos países por los que dieron su vida, me pregunto si volverían a sacrificarse.

    Pragamtismo antes de fanatismo, y de eso los puertorriqueños saben bastante. :hi:
     
  14. AUSIÀS

    AUSIÀS Miembro diamante

    Registro:
    9 Abr 2009
    Mensajes:
    12,819
    Likes:
    7,972
    puerto-rico no se puede comparar de ninguna manera a ecuador , son dos casos muy distintos y menos, comparables .

    todos los paises del mundo han pasado por situacionas similares y no han recurrido a que los colonicen para poner orden .

    le recomendaria al señor forista que leyera algo sobre la independencia de argelia , es una de las etapas mas oscura y vergonzosa de la historia de francia en pleno siglo XX y tal vez comprendiera mi posicionamiento sobre el tema .:hi:
     
  15. Pilatos

    Pilatos Miembro de bronce

    Registro:
    18 Abr 2009
    Mensajes:
    1,559
    Likes:
    915
    Buahh eso pasaba en ambos sentidos compadre. ¿no sabes que el ejército patriota eran mercenarios británicos, esclavos negros libertos de costa firme y cholos ecuatorianos casi prisioneros? ¿acaso podian hacer otra cosa? ¿y los leales al rey?, pues solo cambia mercenarios de Inglaterra por levas forzadas en España y, lo demás es lo mismo, con cholos peruanos.

    Ahora bien, la independencia de Puerto Rico es otra cosa, es producto del ataque Yankee a España. Es desleal, a traición y totalmente ilegal. En cambio la independencia de Ecuador sí tiene un fundamento legítimo, de justicia, en la abdicación del rey de España Fernando VII.
     
    Última edición: 10 Ago 2009
  16. roger caceres

    roger caceres Miembro de bronce

    Registro:
    22 Jun 2008
    Mensajes:
    2,133
    Likes:
    44
    Talvez ya nada deba sorprendernos pero esta otra historia es muy similar y con otra potencia.

    Ecuador ¿Protectorado de Estados Unidos?


    Por: Rosa Garibaldi
    José Villamil, (1788-1866) llegó a Washington como encargado de negocios ecuatoriano cuando Estados Unidos estaba en plena euforia por el guano peruano. Villamil nacido en Nueva Orleans, Luisiana, se estableció en Guayaquil alrededor de 1815. Marino de pura cepa, luchó por la instauración de la República del Ecuador y luego incorporó las Galápagos a ese país. Estaba convencido de que esas islas albergaban el valioso fertilizante. Con esto en mente contrató al capitán Julius De Brissot, marino de Nueva Orleans, encargándole explorar las islas Galápagos en busca de guano; regresó con unas muestras, alegando que eran igual en calidad al mejor de las islas de Chincha.
    ¿GUANO BARATO?
    Siguiendo las órdenes de Villamil, De Brissot entregó las muestras al secretario de Estado William L. Marcy (1786-1857) quien, desconfiado, las envió para un análisis de química en la Universidad de Harvard que confirmó que la muestra estaba a la par del mejor guano peruano. El capitán De Brissot, para asegurarse de que Villamil cumpliera con hacerlo partícipe de las ganancias de esta explotación guanera, contrató los servicios legales del senador Judah P. Benjamin, (1811-1884). Ben- jamin era un abogado, político y prominente hacendado azucarero de Louisiana que lo representó en todas las negociaciones en el Ecuador, protegiendo sus derechos. Benjamin y De Brissot convencieron al secretario de Estado Marcy de que el descubrimiento brindaría a Estados Unidos una excelente oportunidad de obtener guano a precio ínfimo —bálsamo para un frustrado Marcy por su fracaso en los intentos de superar el impasse del sistema de consignatarios del Perú—.
    NEGOCIOS RIESGOSOS
    A mediados de 1854, ni bien llegado al Ecuador, el nuevo encargado de negocios estadounidense Philo White (1796-1874) recibió instrucciones del secretario de Estado Marcy. Debía concertar con el gobierno ecuatoriano las mejores condiciones para adquirir el codiciado guano: comprando las islas Galápagos o a cambio de un importante “préstamo” lograr el acceso de compañías norteamericanas al guano “al precio más favorable”. White se enteró, sin embargo, que la existencia de guano en esas islas podía ser una quimera pues el vicecónsul estadounidense, excelente navegante, no había encontrado huella que valiera extraer.
    ENREDOS Y ERRORES
    Lo que sucedió a continuación fue una comedia de enredos y errores. Altos funcionarios del gobierno ecuatoriano vieron en el senador Benjamin no al agente contratado por De Brissot sino a un emisario especial del gobierno estadounidense. A Philo White le era imposible reconciliarse con la posibilidad de que no hubiera guano en las islas ecuatorianas; lo alentaba el recuerdo de las muestras entregadas al secretario de Estado Marcy. En todo caso su misión era más trascendental: la adquisición por Estados Unidos de las islas Galápagos. Los funcionarios del gobierno ecuatoriano se ilusionaron con la expectativa de tan inesperado tesoro guanero similar al que había enriquecido al Perú.
    TRATADO FIRMADO
    El 20 de diciembre de 1854, el presidente José María Urbina y el canciller Marcos Espinel firmaron con el ministro Philo White el llamado “Tratado de los Galápagos”. Este dispuso que, en retribución a un préstamo de tres millones de dólares con un interés de cinco por ciento anual, naves norteamericanas podían cargar guano con la rebaja de un dólar —del precio fijado por el gobierno ecuatoriano—. Esto se aplicaba a cada tonelada comprada por ciudadanos norteamericanos y la rebaja sería vigente mientras durara la deuda del Ecuador. El tratado incluyó el compromiso con De Brissot sobre las utilidades a distribuirse: una quinta parte para los dos descubridores del guano (Villamil y De Brissot) y cuatro quintas partes para el Estado ecuatoriano.
    GRAN PREOCUPACIÓN
    En lo que constituyó la parte clave del tratado, el gobierno de Estados Unidos extendió su protección a sus ciudadanos participantes en el negocio del guano, a las islas Galápagos y a puertos en la costa ecuatoriana: “contra toda clase de invasiones, incursiones, o depredaciones que se intenten o puedan verificarse, bien sea de parte de alguna nación o de algún aventurero o cabecilla que, reuniendo gentes extranjeras, quisiera apoderarse de las islas o de algún puerto o caleta de la costa ecuatoriana”. Al enterarse de la firma del tratado, el ministro peruano Mariano José Sanz, así como sus colegas de Chile, Gran Bretaña, Francia y España protestaron en nota al ministro de Relaciones Exteriores, Marco Espinel por: “el carácter esencial y evidentemente político de esta transacción, en la cual están invictos altos intereses extraños al Ecuador, y que su Gobierno no puede ni debe comprometer sin el concurso de las naciones a quienes afectan directa o indirectamente”.
    CRECIENTE TENSIÓN
    Sanz y sus colegas se enteraron de que el protectorado estadounidense se extendía a todo el litoral y “territorios conocidos de la república”, hecho que Espinel les ocultó al leerles solo una parte del tratado. White informó al secretario de Estado Marcy que el canciller ecuatoriano Marco Espinel le había confiado que el más agresivo en su protesta contra el “Tratado de los Galápagos” había sido el peruano Mariano Sanz, sin embargo, Espinel había asegurado a White que pese a la oposición el tratado sería rápidamente aprobado por el congreso ecuatoriano. No resulta extraña la desconfianza del Gobierno Peruano frente al Tratado de los Galápagos pues ya en 1851 Ecuador había coqueteado con la idea de vender las islas para cancelar su deuda inglesa. Entonces, ante las protestas del ministro peruano Francisco de Paula Moreira, el Gobierno Ecuatoriano retrocedió.
    REGIÓN EN VILO
    América Latina se quedó de una sola pieza al difundirse la noticia del Tratado de los Galápagos. El canciller chileno Antonio Varas denunció ante todas las cancillerías de América que el Ecuador, sometido a la protección de Estados Unidos, tendría por algún tiempo la apariencia de un Estado independiente y luego se convertiría en colonia norteamericana. Era conocido que, desde fines de 1853, el Gobierno de Estados Unidos estaba interesado en una posesión estratégica en las costas occidentales de América del Sur, cerca del istmo de Panamá, a través del cual existía el proyecto de construir un canal interoceánico.
    DESCONCIERTO
    Ecuador se desconcertó pues seis meses después de la firma del tratado no había respuesta de Estados Unidos. Philo White lamentó el silencio de su gobierno que había deteriorado las relaciones de Ecuador con los países de la región. Fue un episodio embarazoso para el gobierno del ecuatoriano José María Urbina. Philo White defendió, sin embargo, el posible razonamiento de su gobierno: habiendo resultado “ilusorio el descubrimiento” de guano el Tratado de los Galápagos “ipso facto” pasó a ser nulo, lo que hubiera ocurrido inclusive si hubiera sido ratificado por Estados Unidos.
    UNA MALA PASADA
    A fines de diciembre de 1854, White informó desde Ecuador a Marcy en Washington, que el cónsul estadounidense en Guayaquil había descubierto “guano auténtico”. El entusiasmo se desvaneció pronto pues resultó de baja calidad, diluido por la lluvia y mezclado con residuos volcánicos. El “Tratado de Galápagos” nunca fue sometido al Congreso estadounidense. El presidente Franklin Pierce y el secretario de Estado William Marcy, en enero de 1855, por boca del propio senador Benjamin se enteraron de que las muestras de De Brissot habían sido extraídas de las islas peruanas de Chincha.


    http://www.elcomercio.com.pe/impresa/notas/ecuadorprotectora-estados-unidos/20090823/331756
     
    Última edición: 26 Ago 2009
  17. LAFAYETTE

    LAFAYETTE Miembro de plata

    Registro:
    27 Nov 2008
    Mensajes:
    2,535
    Likes:
    203
    porq siempre las naciones sub-desarrolladas d america latina,ven como posibilidad d surgir estar bajo un protectorado o similares ante un pais o el antiguo pais al q pertenecia.
    Deberiamos aprender a los Africanos,q auqne esten hasta el perno,nunka han pensado en ser manejados por un pais europeo.
    Incluso hace tiempo,escuche d un payaso q se proponia candidato presidencial,y su plan d gobierno q facil,q el perú se uniera como un nueva Estado d la SOberania d los ESTADOS UNIDOS DE AMERICA. :biggrin: tantas rocazas se escuchan en esta vida.
     
  18. Iskaiwari

    Iskaiwari Miembro de plata

    Registro:
    29 Set 2008
    Mensajes:
    3,125
    Likes:
    490
    Pues yo te invitaria a ver la politica de resarcimiento que se lleba cabo en Francia por esas acciones, pues, al contrario que España, Francia si siente un fuerte sentido de la responsabilidad para con los que ha perjudicado, de hecho, el 80% de las ayudas de Francia se destinan al Africa.
     
  19. JohnSalch

    JohnSalch Suspendido

    Registro:
    23 Ago 2009
    Mensajes:
    328
    Likes:
    7
    Lamentablemente el peruano siempre busca terceros que solucionen sus problemas.
    Muchos solo anhelan ser dependientes de alguna potencia que pueda brindarles lo que ellos son incapaces de conseguir por su propio esfuerzo.

    :hi: