10 Segundos

Publicado en 'Literatura' por Marvyn_C, 23 Ago 2008.





  1. Marvyn_C

    Marvyn_C Miembro nuevo

    Registro:
    17 Ago 2008
    Mensajes:
    29
    Likes:
    15




    A veces toda una vida de sensaciones se pueden vivir en un sólo instante, ésta es la mía:

    10 Segundos

    Hoy la vi, pero no estaba sola, al lado suyo y agarrándola fuertemente de la mano la tristeza cuidaba de ella, tras los recuerdos que a paso lento iban maldiciendo su propia existencia, sus ojos pardos más claros que de costumbre reflejaban el dolor de esos momentos en donde su corazón y el mío dejaron de latir al unísono.

    A hurtadillas y agazapada entre la poca sombra de esta tarde nublada por mi estupidez el arrepentimiento acechaba mis pasos reclamando a borbotones el porqué de mi andar cada vez más lento, talvez presentía su súbito fallecer de tan sólo haber recitado su nombre.

    Fue tan sólo la vida del hombre como tal comparada con la creación del mundo mi efímero encuentro, pero en cada cadavérico instante podía sentir pasar una por una las moléculas de aire mientras rozaban mis ya casi adormiladas mejillas las cuales en silencio le gritaban tan sólo una fugaz mirada hacia su dueño, quien armado con la cobardía y la confusión solamente atinaba a mermar el paso.

    Por fin la tuve a unos pocos centímetros de distancia, mis hombros casi podían tocar los suyos, pero podía sentir que ya nada más era un extraño pintado de gris en esa calle donde la única luz brillante emanaba de ella, nunca volteó la mirada, talvez quería castigarme por todas las lágrimas que con ayuda mía esbozaron de todo su ser aquellas tardes manchadas cada vez más de un rojo carmesí.

    Sí, lo sé, sé que debí haberme detenido, debía haberme desecho de esa muralla pintada de negro que no hacía más que esconder mí verdadera necesidad de sentirla un rato más, debí ser mas bizarro para afrontar lo que con sangre y sudor logré obtener: su desprecio.

    Cuando la tuve ya lejos de mi, el tiempo volvió a caminar bajo la serenidad y arrogancia con la que normalmente se burla de nosotros, volteé la mirada hacia atrás con un mínimo alo de esperanza de que nuestras miradas logren encontrarse y así conseguir al menos unas migajas de bienestar, pero sólo logre verla opacarse cada vez más en la distancia y esconderse entre ese mar de personas alrededor.

    Retomé el curso y al llegar a mi hogar sentía la masoquista necesidad de eternizar en líneas ese tan doloroso momento, pero aún no sé como empezar.
     
    Última edición: 23 Ago 2008